Los errores que debes evitar al contratar tu hipoteca

¿Ha llegado la hora de comprar la casa que siempre has soñado? Recuerda que existen varios puntos que debes considerar para elegir la opción hipotecaria que se adapte a tus necesidades. No arriesgues tu futuro y toma la mejor decisión.

A continuación te presentamos los errores más comunes que debes evitar al adquirir un crédito hipotecario.

 

 

  • Contratar créditos en Veces el Salario Mínimo: Este tipo de créditos pueden parecer más baratos de un inicio, pero a largo plazo resultan tener un costo muy alto, esto debido al ajuste que cada año se hace tanto del importe de saldo del crédito como de la mensualidad. La mejor opción es contratar un crédito en pesos donde tengas garantizadas las mensualidades.

 

  • Buscar el pago mensual más bajo: Es muy importante verificar todas las condiciones del crédito y no únicamente ver si los primeros años te ofrecen un pago mensual inferior comparado con otras instituciones financieras.  Aún cuando existan productos que de inicio permitan pagar una mensualidad menor, ten cuidado ya que pueden estar calculados a plazos muy largos o incluso con una tasa de interés que tenga incrementos anuales.

 

  • Rebasar tu capacidad de endeudamiento: El crédito hipotecario es una deuda que se contrata a largo plazo, por eso, es muy importante calcular y no rebasar tu capacidad de endeudamiento. La recomendación es que máximo el 50% de tus ingresos estén destinados al pago del crédito hipotecario y a los demás créditos que ya tengas contratados o pienses contratar, ya sean tarjetas departamentales o de crédito, así como créditos de auto, préstamos personales o de nómina.

 

  • Gastos: Al contratar un crédito hipotecario es importante contar con un ahorro para solventar los gastos que este genera:
    • Avalúo: importe que se debe pagar para que un perito especializado emita un valor estimado del costo de la propiedad.
    • Comisión por apertura: el importe puede ir desde el 0% hasta el 1.5% dependiendo la institución financiera y el producto que se contrate.
    • Gastos Notariales: cualquier operación de crédito hipotecario se hace frente a Notario Público y se generan gastos por derechos e impuestos.

 

  • Enganche: Nuestra sugerencia es dar entre un 20% y 30% del valor de la propiedad como enganche para poder tener un crédito más cómodo. Existen productos que pueden prestar hasta el 90% del valor del inmueble y si se usa un esquema de cofinanciamiento se puede tener hasta el 100% del financiamiento. Para este tipo de esquemas se debe evaluar la capacidad de pago y el nivel de endeudamiento de la persona.

Obtener tu crédito hipotecario no tiene por que ser una pesadilla, no sufras las consecuencias de una mala decisión, asesórate y no dejes pasar la oportunidad. ¡Contáctanos!

Posted in Uncategorized.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *